Archive for 31 diciembre 2009

h1

Otro año acaba…

31 diciembre 2009

Quedan menos de doce horas para que termine este año 2009 y empiece el 2010. Así que, lógicamente, este será el último post del año.

Lo único que os voy a decir es que disfrutéis de esta última noche del año, que no os atragantéis con las uvas y que no os olvidéis de llevar algo rojo (dicen que da buena suerte ¿no?).

Y, bueno, eso…

Anuncios
h1

¡Miiil euuuroooos!

22 diciembre 2009

Desde que me he levantado esta mañana estoy escuchando a los niños estos de la lotería, que no dejan de decir que a no sé qué número le han tocado mil euros. Yo por mí apagaría la radio, que me tiene ya harta, por que los niños estos parecen uns diso rallado, pero mi madre está escuchándola… y yo no sé para qué, si ni siquiera a comprado un décimo. Pero bueno…

Por cierto, qué cantidad de gente a la que le tocan mil euros ¿no? O a lo mejor es que yo no he entendido bien como va el sorteo este. Bueno, el caso es que cada dos segundos se escucha:

-¡12345! (o el número que sea)

-¡Miiiil euuuuroooos!

Mañana van a estar todos afónicos. Y que luego no se quejen, que yo he avisado.

h1

¡Qué bonito está todo blanco!

21 diciembre 2009

Hoy, cada vez que enciendo la tele, me encuentro con que en muchos canales están contando lo mucho que ha estado y está nevando. Yo, que no voy a ser menos que la tele, pues también lo cuento: an0che nevó, y esta mañana ha amanecido todo blanco. Jardines, calles, entradas a los garajes (lo que ha costado sacar el coche…). Ahora ya parece que se está llendo casi toda la nieve, como está lloviendo y eso… pero esta mañana, cuando me he ido a pasear a mi perra estaba todo blanquísimo y precioso (y también resbalaba bastante, que todo hay que decirlo). ¡Ah! y he sido la primera en dejar mis huellas por la calle donde saco a mi perra. Un pequeño paso para el hombre, un gran paso para mí.

h1

Trivial

16 diciembre 2009

El otro día estuve jugando con mi padre a la wii. ¿Que a qué juego? Pues al Trivial Pursuit de toda la vida (supongo que ya lo habríais deducido por el título ¿no?). ¿Que por qué en la wii y no con el juego de mesa normal y corriente y moliente? Pues, aparte de que me hacía “ilu” (lo tengo desde hace poco), es que el otro no sé donde está, así que…

Bueno, el caso es que estuve jugando y tal, y mi padre me ganó dos veces seguidas. Yo quería seguir hasta conseguir ganarle, pero claro, él como ya había ganado, pues no. Así que convencí a mi madre para que jugase. Sólo jugó una vez, pero también me ganó. Ya no tenía a nadie más a quien convencer para jugar, así que me puse a jugar yo sola (¿véis? otra ventaja de jugar en la wii) para practicar y otro día ganarles. Porque les ganaré. Aunque se lo último que haga, “wahahahaha” (eso último era una risa malvada, por si alguién no lo pilla).

h1

¡Serpiente!

14 diciembre 2009

Anoche tuve una pesadilla: llovían culebrillas que se me pegaban por todo el cuerpo como si fueran sanguijuelas. Cuando desperté, no paraba de rascarme el cuerpo por si alguna había salido del sueño conmigo.

Y es que, últimamente, por mi urbanización y alrededores, hay muchas culebrillas de esas pequeñitas. Y eso, para mí, es un pequeño gran problema porque les tengo pánico. Sí, ya se que son muy pequeñas, y que no hacen nada, y bla bla bla, pero yo qué queréis que le haga. ¡Se podían haber ido a otro sitio!

Cuando empecé a encontrármelas, al salir a la calle y ver una me cruzaba a la otra acera. Ahora he mejorado: ya sólo me alejo tres o cuatro metros.

El objeto de mis pesadillas

h1

Navidad, navidad…

11 diciembre 2009

Como se acerca la navidad, y estoy algo falta de ideas para escribir, pues he decidido escribir un post sobre la navidad (¡originalidad al poder!). Y entonces me he puesto a pensar sobre qué podía escribir más concretamente. Algo muy típico sería contar que es lo que más me gusta de la navidad ¿no?, y como en este post parece que estoy decidida a ser típica, pues eso es lo que voy a hacer…

Como buena estudiante que soy, para mí lo mejor son las vacaciones, evidentemente. Dos semanitas (que pasan demasiado rápido…) sin hacer prácticamente nada, sin tener que saberme todas las fórmulas de mates o los principales artistas del siglo XVI.. el paraiso, vamos. También me encantan todos los dulces que me “están permitidos” comer en navidades pero no el resto del año; ¿qué se le va a hacer? soy muy golosa. Y también me encantan los regalos, claro, no se me vaya a olvidar eso.

Y creo que ya está lo básico. ¿Ha sido todo bastante típico? Sí, ¿no?